jueves, 12 de julio de 2012

Yo estoy loco, pero no soy tonto

Quiero dar las gracias a todos los que os habéis acordado de mi tio Manolo del Arco. Recientemente nos ha dejado y como dice mi tia Norah "ha vivido la vida que ha querido vivir".
Personalmente me quedo con todo lo bueno que nos ha dado, y personalmente a mi desde bien pequeñito que me llevaba a ver veladas de Boxeo, cuando yo todavía era un niño o cuando me enseñaba a dar mis primeros golpes de boxeo en el terrado de su casa. Si algo le caracterizaba era su sentido del humor y su honestidad. Era una persona muy buena, incapaz de matar una mosca aunque no lo quisiera aparentar.
Yo personalmente te voy a echar mucho de menos Manolo y me quedo con cientos de anécdotas tuyas y siempre, siempre, siempre te recordaré.
Te quiero Manolico!